Tratando dolores, ¿deberías calentar o enfriar?

Cuando trabajé en la clínica de acupuntura en Japón vi muchos pacientes que pensaban que cualquier dolor seria curado si calentaban el área con dolor y luego venían por tratamiento porque el dolor había empeorado. 
La verdad es que es muy importante saber distinguir que tipo de dolor tienes para así saber si es mejor calentar el área o enfriarla. Si no sabes distinguir la diferencia podrías causarte más daño.

Cuando enfriar (Tratamiento helado)


Enfriar es usado en lesiones repentinas y en inflamaciones. El frio ayuda a reducir la inflamación que normalmente ocurre como síntoma de las lesiones repentinas.
Algunos ejemplos de lesiones repentinas son tobillos torcidos, desgarro muscular, espalda torcida etc. Normalmente es fácil de saber porque es un dolor intenso justo donde te has lesionado.
Podrías estar practicando un deporte cuando de repente te caíste y te torciste el tobillo, o levantando algo muy pesado cuando de repente sientes un fuerte dolor en la espalda, o talvez estas corriendo sin haberte estirado apropiadamente y de repente sientes un dolor en tu pierna.
Usualmente este tipo de lesión repentina causa una inflamación en el área afectada. Puedes saber si esta inflamado porque el área se siente caliente cuando lo toques y te duele, también puede lucir rojo e hinchado. 
Cuando una lesión esta inflamada lo peor que puedes hacer es calentar el área porque es como ponerle carbón al fuego, la inflamación va a empeorar. En estos casos es mejor enfriar.
Usa hielo o paquetes congelados, incluso agua fría si no tienes hielo. Enfría el área entre 10-15 minutos, 3 veces al día por al menos 3 días o hasta que la inflamación se reduzca.
Cuando te lesionas es mejor ir a ver un doctor. Pero si por alguna razón no puedes tienes que hacer estas 4 cosas: Descansar, Enfriar, Compresión y Elevar.
Descansar: No pongas peso o esfuerzo en el área adolorida. 
Enfriar: Usa hielo o un paquete congelado para enfriar el área por 10-15 minutos, 3 veces al dia por 3 días o hasta que la inflamación reduzca.
Compresión: Usa vendajes para envolver el área afectada y aplicar presión. Esto ayuda a reducir la inflamación.
Elevar: La inflamación y la hinchazón son causados cuando la sangre se acumula en el área lesionada, así que trata de elevar el área arriba del corazón para reducir el flujo de sangre. 
 
Si después de 3 días de hacer esto no vez ninguna mejora talvez es tiempo de ir a tocar en la puerta de tu doctor favorito.

Cuando calentar


El tratamiento de calor ayuda a incrementar el flujo de sangre y relajar los músculos, por eso es un tratamiento muy usado en dolores crónicos, dolores menstruales, y hasta para lesiones, pero solo después de que la inflamación desaparezca.
Puedes usar tratamiento de calor en dolores crónicos como artritis, rigidez de los músculos del cuello y la espalda, dolores de cabeza de tipo tensión, o incluso puedes usar terapia de calor para ayudar a estirar tus músculos antes de hacer ejercicio. 
La terapia de calor es más efectiva cuando es combinada con ejercicio, estiramientos, masaje y acupuntura. 

Wanderlady

Multilingual acupuncturist travelling the world